Dos modernos cazaminas de la Royal Navy llegan al puerto del Peñón


La actividad militar en Gibraltar continúa: hoy mismo, dos modernos cazaminas de la Royal Navy –el HMS Ramsey y el HMS Quron- llegan al Peñón. Tras una estancia en el puerto, partirán rumbo a Oriente Medio, pasado el canal de Suez, donde les esperan cuatro años de misión de localización y desactivación de minas marítimas.
Estos dos buques, pese a su reducido tamaño -52 metros de longitud-, son dos de las embarcaciones más modernas y tecnológicas del mundo. Están construidos en un material mezcla de plástico y vidrio, que hace su casco tan resistente como uno de metal pero inmune a las minas magnéticas.



Coincidiendo con la operación internacional en Libia, seis barcos de guerra británicos llegaron a Gibraltar como paso previo a su incorporación a la misión. En total, iban a bordo unos 600 marinos.
Meses atrás, en febrero y con motivo de unas maniobras militares, el Reino Unido desplegó multitud de buques, dos aviones y una brigada paracaidista en la zona del Estrecho. Ambos sucesos fueron recogidos con suspicacias en los ministerios de Exteriores y de Defensa de España.
Gibraltar también acogió, coincidiendo con las maniobras militares en Libia, a un submarino nuclear estadounidense. El USS Florida estuvo atracado varios días en el puerto del Peñón pese a la petición expresa del Ministerio de Defensa español de que las embarcaciones norteamericanas evitaran entrar en Gibraltar.

Fuente: El Confidencial Digital