El Ministerio del Interior de Uruguay adquiere 500 fusiles de asalto AK-103 para su Guardia Nacional


Tras la reciente adquisición por parte del Ministerio del Interior de Uruguay de una partida de fusiles de asalto M-4 para equipar a los grupos especiales de su Guardia Nacional, el viceministro del Interior,Jorge Vázquez, acompañado por el Walter Castillo (uruguayo, coronel del Ejército Cubano) y miembro asesor de armamento delEstado Mayor de la Policía Nacional, han concretado en la Federación Rusa la compra de un lote de 500 fusiles de asalto AK-103, calibre 7.62x39 mm, según fuente confiables del sector consultadas por Infodefensa.com.
Los fusiles AK-103 adquiridos pertenecen a una versión muy evolucionada de los AKM en conjunción con desarrollos del AK-74 y el AK-74M.
La versión elegida, por tanto, no es la AK-101 utilizada desde hace años por el Ejército uruguayo, cuya partida fue adquirida para la Misión Operativa de Paz en el Congo, junto con lanzagranadas GP-30. Por el contrario, Interior ha optado por la misma versión que ya utilizan las Fuerzas Armadas venezolanas y que pronto entrará en producción en forma masiva en el país caribeño.
Esta adquisición se suma a los tres blindados Tigr recientemente adquiridos, que fueron camuflados en tonos militares (con un cammo muy similar al de los blindados del Ejército Uruguayo) para la Guardia Nacional, un organismo recientemente creado, que fusionó fuerzas de choque y de operaciones especiales, al que se le otorgó carácter de fuerza nacional (antes cada unidad dependía de la Jefatura de Policía de cada Departamento) y dependencia directa del Ministerio del Interior.
Aun queda por definir qué escenarios son los planteados por el Ministerio del Interior para la utilización de este tipo de armamento.