El Ejército cerca a 300 policías en Brasil para atajar un paro que ha disparado el crimen


El Ejército cerca a 300 policías en Brasil para atajar un paro que ha disparado el crimen

A menos de dos semanas del Carnaval, la ciudad brasileña de Salvador de Bahía sufre una grave crisis de seguridad. A raíz de una huelga de policías, se produjeron 100 homicidios en una semana, además de robos, saqueos y otros actos de vandalismo. Las agencias de viajes aseguran que ya hay cancelaciones de reservas, y EE UU advirtió a sus ciudadanos que se informen antes de viajar a Brasil.
El gobierno de Bahía ha tratado de negociar con los representantes de las fuerzas de seguridad una pronta salida a la crisis que tiene su escenario más tenso en las inmediaciones del Parlamento local. Allí, unos 300 uniformados permanecen atrincherados desde el 1 de febrero en demanda de mejoras salariales, y de una amnistía para los doce cabecillas que lideran la protesta y que tienen orden de arresto.
Un millar de soldados del Ejército y fuerzas de elite de la policía mantienen rodeado el edificio. Un helicóptero sobrevuela la sede y hay blindados recorriendo el perímetro. Su objetivo es impedir que haya nuevos ingresos, negociar la evacuación del edificio y detener a los líderes de las protestas. El lunes, hubo algunos choques con huelguistas que quisieron ingresar, pero fueron repelidos con gases lacrimógenos y balas de goma.
Por el momento, las fuerzas de seguridad no pretenden allanar el recinto, pues podrían producirse graves enfrentamientos con los manifestantes, que están armados. Su objetivo es aislar a los rebeldes. Para ello se les interrumpió el agua y la electricidad. El lunes, por orden judicial, se los instó a permitir la salida de los menores que los acompañaban.
«Tengo la convicción de que llegaremos a un acuerdo», confió el gobernador de Bahía, Jaques Wagner. El mandatario aseguró que es imposible otorgar un aumento salarial del 50% para este año, como exigen los huelguistas, pero sí se puede negociar un ajuste por etapas hasta 2015. En el estado de Bahía hay 31.000 policías que ganan salarios mensuales de 830,58 euros.