La rusa TRV creará hacia 2014 misiles para caza de quinta generación T-50


La corporación rusa TRV planea desarrollar hacia 2014 diversos tipos de proyectiles para el caza de quinta generación T-50, comunicó hoy Boris Obnósov, director de esta empresa especializada en misiles tácticos.
"En 2012-2013, concluiremos el desarrollo de misiles X-35UE, X-38ME, X-58UShKE, RVV-MD. Estas armas están sometidas actualmente a intensas pruebas de vuelo", afirmó Obnósov en una entrevista con RIA Novosti.
Para 2014, cuando el modelo T-50 engrose el arsenal de la Fuerza Aérea de Rusia, todos estos misiles estarán listos para el uso, agregó.
Algunos de esos proyectiles, según él, ya fueron ensayados en aviones de cuarta generación, como el Su-34, y hasta "lanzados a la producción en serie, como es el caso del X-31PD", misil aéreo de alta velocidad destinado a destruir radares a una distancia de hasta 250 Km.
El modelo X-35UE es un misil aéreo antibuque con alcance de hasta 260 Km. El X-38ME, con alcance de hasta 40 Km, es un misil aéreo guiado cuya función es destruir blancos terrestres y de superficie en la zona costera. El X-58UShKE será capaz de destruir radares de impulsos a una distancia de hasta 245 Km. Y el misil aire-aire RVV-MD, con alcance de hasta 40 Km, se instalará en cazas, aviones de asalto y helicópteros de combate para eliminar blancos aéreos.
KH-35UE
KH-38
KH-58

Fundada hace 10 años, la empresa TRV cumplió una serie de importantes contratos internacionales en 2007-2010. Así, suministró misiles antibuque 3M24E a Vietnam, así como misiles aire-superficie X-31 a Argelia y Siria.
Con respecto a este último país, donde el conflicto internó causó más de 5.400 muertos desde marzo pasado, Obnósov dijo que "la ulterior colaboración dependerá del cómo evolucionen los acontecimientos".
También señaló que TRV planea continuar su cooperación con Venezuela, a la que envió importantes cantidades de material bélico en 2007-2008. "Estamos barajando contratos de armas aéreas y navales", dijo.
Anteriormente, Obnósov comunicó que su empresa planea aumentar 7-10 veces el volumen de la producción militar en los próximos años.