La USAF modernizará su flota de cazas F-16 con radares AESA.



Finalmente la USAF ha decidido llevar adelante un programa de modernización y extensión de la vida útil de buena parte de su flota de F-16 ante los permanentes atrasos en el programa F-16. Aunque tiempo atrás desde el Pentágono se había negado tal posibilidad, la reciente reestructuración del JSF determinó que en el caso de la USAF, los F-16 deberán permanecer más tiempo en servicio de lo esperado. La actualización se aplicaría a unos 350 ejemplares a partir del año 2020 y se aplicaría sobre los blocks 40 y 50 con un costo estimado en 2.800 millones de dólares. 


Las actualizaciones consistirán en el reemplazo del radar APG-68(V)8 por un radar multimodo AESA que podría ser proporcionado por Raytheon con el RACR (Raytheon Advanced Combat Radar) o por Northrop-Grumman con el SABR (Scalable Agile Beam Radar). El upgrade también incluiría nuevas pantallas de visualización, actualización del sistema de guerra electrónicay nuevos equipos de comunicaciones. Desde Lockheed-Martin han afirmado que continúan con los estudios destinados a extender la vida útil de ambos block’s de 8.000 a 12.000 horas. El costo de aplicar las modificaciones para dicha extensión de vida, sería de un millón de dólares por avión. 

En la actualidad la USAF alínea unos mil F-16, de los cuales 640 pertenecen a los block's 40/50 los que aún no han sido sometidos a ningún programa de mejora o refuerzo estructural, por lo cual se considera como muy factible que el F-16 llegará sin problemas a cumplir 50 años de servicio en la USAF.