EEUU presenta un nuevo arma térmica no letal

 


El Active Denial System, ADS, es un ‘cañón’ que dispara un haz de microondas a una distancia de hasta mil metros y que provoca un calentamiento molesto. Presentado por la marina de EEUU en la base naval Quantico, en Virginia, algunos de los  periodistas que asistieron al ensayo afirmaron que  los rayos  que emite el arma,  que ni se ven ni se oyen, hacen sentir como si se estuviera en el interior de un horno.

Pensado para instalarse en vehículos militares, está destinada en primer término para dispersar multitudes. Aunque sus aplicaciones pueden ser mucho más amplias, como crear perímetros de seguridad en torno a una base o parar un coche a la carrera sin necesidad de destruirlo, obligando a sus ocupantes a desalojarlo por efecto del calor. 

El ADS genera un rayo electromagnético de alta frecuencia que calienta el aire a una temperatura insoportable para el hombre. Sin llegar a ser letal, puede, como mucho, producir quemaduras de segundo grado, si bien esto sólo ocurrió en  dos de las 11.000 personas con las que ha sido ensayado, se hecho, para prevenir posibles daños a la salud, el rayo se apaga automáticamente tras permanecer activo durante tres segundos.

Todavía no hay pedidos por parte del Pentágono pero los fabricantes aseguran que todo está listo para su aplicación.