La India fortalece su Armada con submarino nuclear ruso

La Armada de la India aumentó su poderío con un buque atómico. El miércoles, en la base de Visakhapatnam, tuvo lugar la ceremonia de entrega a la Marina de Guerra de la India el submarino ruso de propulsión nuclear Nerpa. 

La India fortalece su Armada con submarino nuclear ruso


El sumergible, que los hindúes bautizaron como Chakra se entrega en arriendo por diez años con compromiso de compra. Todos los canales de televisión de la India ofrecieron un detallado reportaje de esa ceremonia.

El Nerpa es un submarino de tercera generación, con una capacidad de desplazamiento de trece mil toneladas, una inmersión tope de seiscientos metros, y una velocidad máxima de treinta nudos. El armamento del sumergible comprende cohetes cruceros, torpedos y misiles torpedos.

Además de la entrega de este submarino nuclear, Rusia ayudará a India en la preparación de su tripulación. Además de cumplir sus labores fundamentales, el Chakra, será una especie de centro de entrenamiento. Pues, ya en el año siguiente los hindúes confían incorporar a su flota el submarino nuclear Arihanta. Nueva Delhi planea así formar ya, para el 2010, una flota nuclear con todas las de la ley.

La operación de entrega del Nerpa confirmó, una vez más, que Rusia y la India son socios privilegiados, subrayó el politólogo ruso Vinoi Shulka:

—En la India tienen conciencia plena de que Rusia es el único país del mundo dispuesto a compartir con ella tecnologías modernas, y a entregarle armamentos contemporáneos como submarinos nucleares y cazas de la quinta generación. Este es un testimonio más de la cooperación singularmente privilegiada entre ambos países.

En la ceremonia de entrega del submarino  participó el embajador de Rusia en la India, Alexander Kadakin. Entrevistado por nuestra emisora definió el suceso de un día importante no sólo en la historia de la Armada de la India, sino también de las relaciones ruso-indias:

—Quiero subrayar el hecho que, la entrega del submarino transcurre en la antesala de un acontecimiento mayúsculo: el sexagésimo quinto aniversario de establecimiento de las relaciones diplomáticas entre la India y nuestro país, que se celebra el 13 de abril, y también faltando muy poco para el quincuagésimo aniversario del comienzo de la cooperación tecnomilitar de los dos países. Rusia hace lo que no hace ningún país del mundo, a saber, comparte con la India, generosamente y de corazón todo lo mejor que tiene. El submarino nuclear Chakra es fruto de nuestras buenas relaciones, es un vástago común que lleva el sólido corazón ruso, su reactor, y la fascinadora sonrisa hindú.

Es de destacar que, crecen de manera estable los beneficios de las exportaciones de armamento ruso. Las ventas de 2011 fueron por once mil millones de dólares. Más de la mitad de las compras militares fueron hechas por la India. Entre los socios de Moscú sobresalen los Emiratos Árabes Unidos, Corea del Sur, Indonesia, Venezuela y Vietnam. Y la suma de los contratos con China de venta de aviones alcanza ya los mil millones de dólares. El experto militar Alexander Jramchijin considera que, estos países importadores difícilmente van a hacer compras de envergadura de armamentos en otro país, que no sea Rusia:

—Países tales como la India, Vietnam, Argelia compran nuestros sistemas de armas, en primer lugar porque, como regla general, son más baratos que los occidentales. En segundo lugar, porque están ya acostumbrados a ellos. Y en tercer lugar, porque Rusia, por lo menos para la India y Vietnam está dispuesta a desarrollar la producción directamente en esos países.

Un ejemplo de tal cooperación es la empresa conjunta ruso-india BrahMos. La semana pasada fue lanzado, exitosamente, un misil supersónico creado por un equipo internacional de esa empresa. La nueva modificación supera en un 250% la velocidad del misil crucero estadounidense supersónico Arpón. Y ahora, la India acaba de ingresar en el club de países que cuentan con una flota submarina nuclear.