Ejercicio multinacional ‘Spanish Minex-13’ en aguas de Cartagena



Un total de doce unidades navales y dos aeronaves de cuatro países diferentes participan en el ejercicio multinacional ‘Spanish Minex-13’, que se desarrolla estos días en aguas de Cartagena y de Alicante, desde el 16 al 25 de abril.

El escenario en el que se desarrolla el ejercicio comprende desde Cabo de Palos al Cabo Roig, al sur de Torrevieja. Además, las agrupaciones navales han estado atracadas en Cartagena el fin de semana del 20 y 21 de abril.

El ‘Spanish Minex-13’ es un ejercicio avanzado de Guerra Naval de Medidas Contra Minas que organiza anualmente la Armada española. El objetivo de este ejercicio es poner en práctica los procedimientos comunes para la defensa contra la amenaza de minas navales.
Para ello, las unidades participantes tienen como misión mantener las aguas libres de la amenaza de minas y dar seguridad al tráfico mercante, mejorando así su grado de adiestramiento e integración con el resto de unidades de otros países.


El ejercicio está dirigido por el Comandante de la Fuerza de Medidas Contra Minas, capitán de navío Juan José García Fernández, que está al mando de los más de 500 militares de la Armada Española y de Francia, Turquía y Reino Unido.

La Armada española participa con los cazaminas ‘Segura’, ‘Sella’ y ‘Duero’, el submarino ‘Galerna’, el buque auxiliar ‘Mar Caribe’, los patrullero ‘Infanta Cristina’, ‘Toralla’ y ‘Formentor’, un helicóptero y un avión ‘Cessna’ de la Flotilla de Aeronaves, embarcaciones de Infantería de Marina y la Unidad de Buceadores de Medidas Contra Minas.


También participan, como parte de la Fuerza Marítima Europea (EUROMARFOR), el cazaminas francés ‘Capricorne’ y el cazaminas español ‘Tajo’. A esto se suma la participación de la Segunda Agrupación Naval Permanente de Medidas Contra Minas de la OTAN (SNMCMG-2) con los cazaminas ‘Cattistock’, de Reino Unido, y ‘Alanya’, de Turquía, bajo el mando del capitán de navío alemán Marco Von Coelln.

Las minas usadas en el ‘Spanish Minex-13’ son simuladas por artefactos submarinos totalmente inofensivos e inocuos para el medioambiente, que serán recogidos a la finalización del ejercicio. Como es habitual en este tipo de maniobras, se aprovechará la oportunidad para realizar una limpieza de los fondos marinos de la zona de ejercicios.